Donación de gametos

Portada » Tratamientos » Donación de gametos

En ocasiones, los pacientes de reproducción asistida deben acudir a la donación de gametos para hacer posible la maternidad. Nos podemos encontrar casos que necesiten la aportación de semen de donante, óvulos o ambos, según las necesidades de cada pareja.

Es importante saber, que para realizar técnicas con donación de gametos, se firman unos consentimientos informados específicos, donde se recalca que aquella pareja que acepte realizar el tratamiento, debe saber que los hijos son legalmente de ambos miembros de la pareja, sin importar que gameto haya sido donado. También es importante conocer que la donación es completamente anónima, y por lo tanto, en ningún momento los donantes podrán reclamar nada a la pareja receptora.

Para la elección de donante, las clínicas deben seguir unas pautas, buscando siempre la máxima compatibilidad entre donante y la pareja receptora. Es imprescindible que tengan un grupo sanguíneo que concuerde con el de la pareja, y a partir de ahí, tomar varios aspectos fenotípicos lo más parecido al beneficiario (color de piel, color de ojos, color de pelo, textura de pelo, altura, peso…). Además, es necesaria una valoración psicológica y la realización de serologías que demuestren que no tiene ninguna enfermedad de transmisión sexual. También sería aconsejable realizar un cribado de enfermedades genéticas.

Las muestras de semen, suelen pedirse a bancos especializados, y están criopreservadas. La donación de óvulos, suele realizarse directamente en la clínica donde la paciente se realiza el tratamiento, debido a que los centros suelen tener sus propias donantes. Esta donación de óvulos, se puede hacer con óvulos en fresco, es decir, se estimula a paciente y donante al mismo tiempo, y una vez extraídos los ovocitos de la donante, se fecundan y cultivan antes de ser transferidos a la receptora. Otra opción es que los óvulos estén vitrificados, por lo tanto solo sería necesario preparar el endometrio de la receptora y desvitrificar los ovocitos para iniciar la técnica. Si bien, cabe destacar, que cada vez están teniendo más auge los bancos de ovocitos, trabajando en este caso siempre con óvulos criopreservados.

Donación de semen: la donación de semen está indicada principalmente en dos casos. Uno de ellos se refiere a mujeres sin pareja masculina, ya sea por orientación sexual o por no tener pareja en ese momento. El segundo caso es cuando pese a tener pareja masculina, el varón presenta graves alteraciones en el seminograma o sea azoospérmico, es decir, no produzca espermatozoides, o sea portador de alguna alteración genética y la pareja decida acudir a semen de donantes antes que al análisis genético de embriones.

Una vez aceptada la donación de semen, la mujer será sometida a la técnica de reproducción asistida que más se adapte a su perfil reproductivo, ya sea inseminación artificial o fecundación in vitro.

Donación de óvulos: en los casos en que la mujer presente alguna alteración que disminuya la calidad de sus óvulos, se aconseja acudir a un banco de ovocitos. Normalmente, esta técnica se recomienda en mujeres de edad avanzada, mayores de 38 años, que tengan un bajo recuento folicular, fallos previos en ciclos de FIV-ICSI o una alteración genética de la paciente.

También, se puede dar el caso en que la mujer haya sufrido algún tratamiento anticancerígeno en la zona pélvica, afectando el desarrollo ovocitario, o incluso, haber perdido los ovarios por algún tipo de intervención quirúrgica.

En el caso de la donación de ovocitos, la técnica a realizar, independientemente de las características reproductivas de la pareja, sería la FIV-ICSI, debido a que los ovocitos son extraídos de la donante, fecundados en el laboratorio y transferidos a la paciente receptora.

close

¡No te pierdas nada!

Recuerda crear una cuenta gratuita para ver los cupones de descuento de las clínicas.
¡No enviamos spam! Lee nuestra política de privacidad para más información.